más allá del olvido

“I guess that’s what being immortal truly means.” | “Creo que eso es lo que ser inmortal realmente significa.”

con esta frase se despide el monje Lu Yan de su estudiante Jason en la película de ‘El Reino Prohibido’ y, cada vez que la leo o escucho me pone a pensar en mi propia inmortalidad.

la vida es una tómbola… así reza la canción que hiciera popular Johnny Laboriel, y es una realidad. pero no como lo dice la canción, es más, ni siquiera me refiero al contenido de la misma vida, me refiero a que la verdadera tómbola en la vida, es la que nos toca a la hora de morir.

¿quién muere? ¿quién vive? algunas personas (las religiosas) creen que es decisión de un ser todo poderoso, el cual, sin ningún motivo aparente, toma decisiones arbitrarias en comparación con lo que el sentido común dicta de quién vive o muere. para las personas que no creemos en deidades, solo lo entendemos como un proceso normal de transformación de la masa y la energía del universo, el cual, siempre ha sido, es y será aleatorio; así como los seres humanos nacen y mueren sin un orden específico lo mismo lo hacen los planetas, las estrellas y todos los cuerpos celeste, así como lo hacen cualquier organismo vivo, terrestre o extraterrestre.

es tan aleatorio el asunto que tenemos enfermos terminales que sobreviven por años, pero igual tenemos personas completamente sanas que mueren de pronto y sin razón aparente. las guerras, las hambrunas, las epidemias, los desastres naturales y otras tantas razones matan por cientos y millares. los accidentes caseros, industriales o automovilísticos a otras tantas decenas.

nadie sabe cuándo, ni dónde y mucho menos cómo va a morir (excepto alguien que opte por la eutanasia, o un suicida, y aun así, este último se entera hasta el último momento); algunos pueden suponer de alguna forma. lo único seguro que sí sabemos es que no hay certeza en la muerte, salvo que siempre llega.

adiós vida, hola… ¿vacío? ya morí, ya no estoy. mis funciones orgánicas han cesado. ¿qué sigue para mí? yo creo que nada, mi presencia como Sophia terminó en ese último latido de mi corazón, en esa última exhalación de mis pulmones.

pero sabemos que eso es algo muy difícil de digerir para muchas personas, y no lo negaré, mi lado más sentimental y romántico quiere imaginar que mi alma irá a algún lugar a descansar. los judío-cristianos hablan del cielo y la presencia de ‘dios’ y del infierno y el castigo divino a manos de satanás. el islam maneja algo similar, pero con términos diferentes. la mayoría de las demás religiones (casi todas politeístas) hay un inframundo dónde las almas encuentran su última morada; este inframundo, puede ser lejos o cerca de sus dioses y hay una o varias formas de llegar (depende de cada mitología).

lo que sí entiendo y creo, es que la energía y masa cósmica de la que vengo y que ahora soy yo, regresará y se transformará en algo más, en algo muy diferente a lo que soy ahora. ¡¿quién sabe?! tal vez en un par de milenios sea parte de algún cometa que pasó cerca de la tierra. y, al despedirme de la vida, será lo último que mi existencia entienda.

y así nos fuimos, pero a mí… ¿quién me extraña? es curioso cuando pensamos en lo que sentimos por alguien que ya falleció, porque depende de la cercanía emocional que teníamos con esa persona. si hablamos de un conocido, digamos, un vecino al que saludamos ocasionalmente o de la señora que atiende el baño en el bar de costumbre o incluso ese actor o esa cantante que tanto nos gusta; pareciera que nos duele saber que fallecieron pero la verdad es que no nos afecta, ni nos hace el menor de los daños.

pero ¿qué sucede cuando es alguien que era muy cercanx a nosotrxs? la respuesta es simple y común… sentimos que nos quitan una parte de nuestro propio ser, y es que, en sentido metafórico así es; las personas que queremos se apropian de una parte de nuestras emociones y sentimientos.

y es cuando pregunto ¿me estaré llevando pedacitos de alguien? ¿o no logré ninguna conexión o vínculo emocional? la respuesta probablemente sea ‘sí’, pero mi lado depresivo, esquizofrénico y paranoico se la pasa insistiendo en lo contrario; es una lucha interna en la que afortunadamente no estoy sola, tengo ayuda externa, gente que día a día me demuestra que sí soy parte de sus vidas y que sí me van a extrañar cuando ya no esté.

¿qué dejamos para el futuro? es interesante (y a veces complejo e inquietante) pensar en cómo será el futuro después de mi muerte; sé que algunos dirán que no es algo en lo que se debería estar pensando, pero después de ver pasar a lo corto de mi vida a tantos seres queridos y saber que no los olvido, imagino a las personas que me rodean, recordándome y sabiendo que esa es mi inmortalidad.

quiero imaginar que cada unx de nosotrxs está destinadx a obtener un determinado “grado” de inmortalidad; es decir, qué tanto nos recordarán y porqué nos recordarán. así que no de dejo de preguntarme: ¿qué dejo para el futuro? ¿un par de blogs? ¿unas cuantas cuentas por pagar? ¿o acaso será, que podré dejar todo un legado de acciones y emociones? me quiero inclinar a que sea la última de las opciones…

sí soy inmortal… bueno, tan inmortal como cualquier otro ser humano… pero al mismo tiempo tan inmortal como solo yo me proponga serlo. todo depende de mí, de mi capacidad para amar y ser amada de igual forma, de ser recordada y valorada aún después de haber fallecido; y así dejar recuerdos con los que permaneceré en la memoria de las personas con quien comparto mi existir. además dejo fotografías tanto tomadas por mí, como otras donde salgo; por supuesto, mis escritos para quien quiera leerlos y así compartirme con el futuro. soy más que la carne que me hace humana, soy un ser que decide trascender en la memoria para no morir con el cuerpo y permanecer en el tiempo.

… por siempre Sophia.

aprecio que dejes tu comentario, por favor...

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s